jueves, 27 de noviembre de 2008

Core Dump (II)

Al final el primer post de volcado me quedó más monotemático de lo que pensaba, y, para no excederme con la longitud, tuve que dejar algunos temas en el tintero. Pero el tiempo vuela, y algunas de esas cosas de las que me interesaba hablar (o escribir) ya no me suscitan ese interés, y otras nuevas han aparecido, reclamando su pequeña parcela de atención.

Como dije en el anterior Core Dump, he tenido una racha de nostalgia. En principio, volver a esos relatos de Lovecraft era una manera de recuperar los momentos en los que lo leí, más tranquilos, con menos trabajo, en comparación con unos días demasiado ajetreados, por culpa de un deadline inminente. Afortunadamente, la fecha de entrega ya pasó, y la carga de trabajo ya se ha reducido bastente :)

Pero todo esto no era más que uno de los dos factores para esta etapa nostálgica. El otro ha estado relacionado también con el proyecto de máster, mi querido Imp... y es que tenía que convertir a Imp en una especie de herramienta para dirigir juegos de rol en tiempo real... y el entorno de prueba elegido era el Neverwinter Nights. Ya no recuerdo si fue hace cinco o seis años, pero sí recuerdo pasar los ratos muertos de unas vacaciones de navidad echándole horas al juego, hasta conseguir pasármelo. En todo caso, fue antes del segundo cuatrimestre de mi segundo año en la facultad, cuando eso que llamais tiempo libre desaparece de la vida de un informático. Es bastante chulo trabajar con estas cosas, por que a todo el mundo le parece super vistoso, aunque en el fondo sea algo sencillo, y todo el trabajo subterráneo apenas se vea... aunque precisamente esa es la causa de que me pusieran a pelearme con NWN: hay que hacer algo que le guste a la gente nada más verlo :) Lo peor de tener que hacer esto es que estoy todo el día abriendo el Neverwinter, ¡pero no puedo jugar! Quizá estas vacaciones empiece una partida.

Y no es este el único juego nostálgico al que he vuelto: gracias a Dabor tengo por ahí la última (creo) entrega de los Delta Force, el que está basado en "Black Hawk Down", otro juego al que hace ya unos años dediqué unas cuantas horas, limpiando Mogadiscio de guerrilleros. La verdad es que siempre me han gustado los juegos de la saga Delta Force, son unos de los shooters más estratégicos, donde tienes que andar siempre con cuidado, planeando bien tus movimientos, por que a la mínima, un francotirador te ha volado la cabeza. Aunque este es el Delta Force que he jugado en que menos tienes que usar el rifle de francotirador (lo mejor de los otros juegos) ya que está más centrado en el combate urbano... las distancias se acortan mucho, y en ocasiones resulta agobiante saber que estás completamente rodeado de enemigos, pero... no sabes dónde están. Sin embargo, tras unas cuantas horas de juego, la inteligencia artificial (que nunca ha sido el fuerte de la saga) deja mucho que desear, y acabas reconociendo los patrones de los milicianos. Aún así, son suficientemente numerosos como para suponer un reto.

Y, por otro lado, le estoy dando otra oportunidad al Half-Life 2, ese gran simulador de paseos... pero es voy a dejarlo para otro día :)

3 comentarios:

spurgüs the goblin dijo...

Madre mía qué ritmo llevas! Se nota que tienes más de eso que llamamos "tiempo libre", actualizas más a menudo!! jejeje

Hay cosas que nos han gustado siempre y que no recordamos que nos entretenían tanto, hasta que los coges de nuevo!! Además siempre que hablo con estudiantes de informática, sobre todo de primeros cursos, me dicen: "Sí, es que yo lo que quiero es trabajar en videojuegos y esas cosas" xD Así que supongo que tú estarás encantadísimo, no?

Mientras no te vicies demasiado, vamos bien ;)

Un besín!

padawan dijo...

pues sí, desde el viernes tengo más tiempo libre, jeje, a ver cuánto dura... hoy ya he vuelto en parte al redil, y quizá la semana que viene se acabe esto de las actualizaciones... aunque intentaré dejar alguna programada.

Lo de trabajar en videojuegos es una espada de doble filo: por un lado, sin lugar a dudas es un trabajo apasionante, sobre todo, viéndolo a alto nivel. Yo estoy trabajando a uno de los más altos niveles (lenguaje natural). Aunque también mola cacharrear, y programar algunas cosas. Pero por otro lado, es uno de los sectores más exigentes en tiempo de dedicación. Tiene que ser algo vocacional

Bovolo dijo...

Que coincidencia! Yo también estuve "destinado" en Mogadicio, lo mío fueron unas vacaciones de verano ;-)

El juego no estaba mal, pero la verdad que los contrincantes no eran demasiado inteligentes. Quizás fuera porque lo ponía en fácil, no recuerdo. Aunque recuerdo que llegado a un punto no era demasiado fácil. Nunca he sido muy bueno.

Saludos!